viernes, 16 de julio de 2010

Comienza la cuenta atrás para la conexión

Casi un año, casi 12 meses, casi 365 días sin conexión a internet en casa van a tocar a su fin. Por fin los de Telefónica (mejor me guardo los apelativos "cariñosos") han puesto la centralita en la urbanización y ya podemos darnos de alta en Telefónica o donde queramos, aunque visto lo visto, creo que por lo menos durante un año me abonaré a telefónica gracias a la mega tarifa de este verano, 19,90 al mes durante un año, que luego los muy "bastardos" (y mira que dije que me ahorraría los apelativos cariñosos) lo suben a 40,90 el segundo año.


En fin, que podré estar más en contacto con todos aquellos con los que sólo puedo hacerlo internet mediante y también podré estar más al día con el blog y mis compis bloggers y dedicarme en el curro a lo que se supone me pagan por hacer.

Mira que al principio, con la derrota de Suiza dije que iba a pasar de sufrir otro mundial más con la selección, ya que todavía no me había recuperado de la decepción del de Corea, que me jodió en lo más hondo, sin embargo, como buen sufridor español continué viendo los partidos hasta la apoteósis final de este pasado domingo. Una caña de España, algo inolvidable, aunque ya ha dejado de ser noticia y pronto sólo estará en el recurdo de los más acérrimos.
El Mundial y el cursillo de verano de los peques me han apartado un poco de la nueva senda rolera y creo que no la retomaré hasta septiembre, porque todo el mes de agosto me toca hacer de papi full-time y como mucho intentaré darle un nuevo impulso al Warhammer, sobre todo a pintar las minis. También retomaré el Heroquest con mi hijo mayor y leeré todo lo que pueda, que ahora mismo tengo en cola de espera un puñado de libros.
Espero que la semana que viene me ponga de nuevo al día con el blog, de momento tenemos las entradas de Bruendar que se ha estrenado en la paternidad y regresa después del permiso por paternidad que le dieron en el curro y en este blog.
Feliz fin de semana, blogueros y amigos.
Publicar un comentario