martes, 26 de enero de 2010

Horror en el Orient Express 10ªparte; El sanatorio Bellagio



Llevaba tiempo queriendo volver a jugar este escenario desde mi época de instituto y la ocasión que se presentaba en la campaña hacía que esta fuera la ocasión perfecta para ello. De todo el grupo, el único que había jugado este escenario era mi amigo Nerull, que llevaba al agente del FBI William Scarrow, pero que no se acordaba de nada, tan sólo del grato recuerdo que nos dejó hacía ya más de 15 años. Por supuesto que cuando le comenté que lo jugaríamos como un interludio de la campaña del Orient, le encantó la idea de este revival.


Como ya he comentado, el grupo se había disgregado por motivos ajenos a la campaña, ya que el viernes que teníamos programada esta partida no iban a poder asistir ni Klaus ni Mike (Los jugadores, no los personajes, por supuesto), así que nos enfrentamos a esta partida con cuatro de los seis jugadores de la campaña.


Este libro de Joc, de 1988, presenta varios escenarios de los Mitos, sin relación entre ellos; El manicomio, la subasta, el loco, el pico diablo negro, el Mauritania, un portal al pasado y la casa Westchester. Destacaría tanto el manicomio como el de la subasta, para mí de los mejores que he jugado. Y una mención especial merecería el de el Mauritania, que es un módulo ideal para esas campañas transatlánticas en las que el viaje en barco se omite por un breve comentario de "en una semana llegáis a Europa". Para los DM que quieran jugar esta campaña del Orient con personajes americanos que empiezan la aventura en el Nuevo Mundo, este escenario sería ideal para darles cierta experiencia en los Mitos y para que el viaje hasta Inglaterra fuera ameno.


Aquí os pongo el link de la crítica de este suplemento de Leyenda.net , muy extenso y que os dará una idea de este suplemento, para mí uno de los esenciales para todo DM veterano y rookie. La única pega a la crítica de Entropía es que dice que es dificil adaptar este módulo a otro entorno, y pone el ejemplo de Europa. En este sentido yo no tuve ningún problema al respecto, y quedó muy bien todo el entorno que rodeaba a este nuevo manicomio con el nombre de "Sanatorio Bellagio".


Como impresión general os comentaré que al ser más reducido el grupo de lo habitual, los jugadores rolearon muy bien los personajes y se metieron desde el primer momento en la trama. La impresión general de todos fue muy buena y este sencillo escenario quedó como uno de los mejores de la campaña.


La trama de este escenario en particular nace de un mensaje que manda el doctor Darrow a sus amigos, diciéndoles que está más recuperado y que quiere que lo vayan a buscar ya que están ocurriendo cosas muy inquietantes en el sanatorio. Una vez allí, el grupo decide dejar internado al buen doctor para que pueda seguir indagando acerca de las desapariciones de pacientes y los extraños ruidos que se producen en lo que deberían ser las plácidas noches del sanatorio. Poco a poco van descubriendo que el médico jefe del sanatorio trabaja en otras cosas más siniestras que la simple psiquiatría.


Tal vez el éxito de la sesión se debió a que el cambio de registro, el olvidarse por un poco del maldito simulacro, hizo que los jugadores se entregaran a esta aventura con una energía renovada. Verdaderamente nos tomamos esta sesión de manera más informal ya que quedamos en la pizzería de debajo de la casa de uno de los jugadores y tras la cena subimos a jugar la partida, que tras conversar durante la cena sobre rol en general y Cthulhu en particular, todos estabamos muy motivados y con ganas de pasar un buen rato jugando a La llamada.


Tras este escenario, el doctor Darrow se reincorpora al grupo, con su cordura un poco más reestablecida y preparado para la recta final de la campaña.
La siguiente parada; Trieste.
Publicar un comentario