viernes, 27 de febrero de 2009

Las Sombras de Punjar II Historial del guerrero

Como continuación a la entrada anterior de Punjar y por si os sirve de algo, o simplemente buscáis el historial de un guerrero minotauro para meter en alguna partida, ahí va eso.

En las entradas siguientes os pondré todos los historiales de los 5 personajes que protagonizarán esta campaña que espero sea épica.

Obviamente, en el historial hay muchas referencias a Punjar, sacadas de la guía "Punjar: The Tarnished Jewel" y algunas licencias que me he tomado para darle algunos retoques personales al entorno de campaña. Como referencias al continente que hemos creado para ambientar nuestras campañas llamado Fae´lqrin.

No os he puesto hoja de personaje, ya que esta campaña puede perfectamente ser arbitrada para 3.5 y 4ª ED de Dungeons & Dragons, y el personaje, que yo lo he hecho minotauro, bien podría ser de otra raza.


Si os gusta todo el tema de esta ambientación urbana para vuestra campaña o si buscáis un entorno urbano standard donde establecer una campaña o tán solo un par de aventuras, os recomiendo Punjar ya que para todos aquellos que no dominéis el inglés, acaba de salir publicada la primera aventura, con la guía de la ciudad incluída, gracias a la editorial Ok games, para la 4ª ed de D&D y con una calidad soberbia y con ilustraciones propias que mejoran muchísimo el original.




Y bien, lo prometido es deuda, así que aquí tenéis el historial.


Historial:
" Eres libre.... haz que valga la pena... Esas fueron las últimas palabras que tu padre te susurró en su lecho de muerte, una muerte honorable, en la arena de los gladiadores, o al menos eso creías tú.
Como tu padre, naciste esclavo. Tu llegada al mundo era parte de los beneficios que el ladino y repugnante Bokor und´sid, el mayor patrón de establos de mercenarios de todo punjar, esperaba obtener de su gladiador estrella, Tantus "the rock". Tu infancia, a pesar del cariño y atenciones que te dispensaba tu padre, fue dura, tanto como la de los gladiadores que tratan de sobrevivir día a día en los establos de gladiadores. Tu destino, como esclavo, era convertirte en gladiador y ser el relevo para tu padre, que había alcanzado ya el cénit de su carrera.
Y vaya si eras bueno, con sólo 18 años, Bokor te mandó a las dependencias interiores, donde sólo los guerreros contrastados y con varias victorias podían alojarse. A los 19 empezaste a batirte en la arena, contra oponentes menores, pero lo suficientemente duros y desesperados como para que te sirvieran de dignos sparrings. Sin duda tu destino parecía indicar que te convertirías en uno de los más grandes, como tu padre. Al cumplir los 21, ya pasaste a ser gladiador de pleno derecho y como no, Bokor comenzó a organizarte peleas de entidad, donde debías demostrar que no eras un fraude y que todo el dinero invertido en tu preparación había merecido la pena.Y así fue, durante ese año conseguiste más victorias en la arena que ningún otro gladiador promesa.
Al cumplir los 21, se organizaron unos juegos gladiadores para conmemorar el 25 aniversario del regente de Punjar, Trayr Sains, el auto declarado señor de los cielos y la tierra y dragón del mar Luriano. Sólo los más afamados guerreros podrían combatir en la arena, lo que te dejó fuera.
Sin embargo esa era la oportunidad que tu padre llevaba décadas esperando, era de todos conocido que el ganador de os juegos podría pedir el favor del regente. Parecía lógico creer que ese sería el culmen y el final de su carrera como uno de los gladiadores más grandes de la historia de punjar, algo que Bokor esperaba, ya que eso le daría más prestigio a su establo de gladiadores.
Todo fue como se esperaba y tras nueve días de juegos, Tantus se alzó con la victoria definitiva. Sin embargo, sus acciones, inesperadas para todos, incluso para tí, cambiaron vuestros destinos para siempre. Frente al regente, Tantus le susurró varias palabras al oído, la forma clásica de pedir su libertad, pero cuando Trayr se echó hacia atrás, recostándose en su trono, se mesó la barba y sonrió con malicia, nadie se esperaba lo que iba a exclamar; "Le concedo al guerrero Tantus su petición; la libertad para el gladiador Tautul"
Todo el coliseo gritó de sorpresa y la muchedumbre rugió al saber que el gran Tantus seguiría peleando en la arena. Los enemigos y rivales de Bokor se frotaron las manos mientras reían maliciosamente. Pero el propio Bokor, rugió de ira y su tez rosada se tornó roja. Sin embargo nada podía hacer él ante tamaña afrenta, había perdido su gran promesa y se quedaba con un guerrero viejo, alguien que apenas se mantendría en lo más alto dos años más.
Para ti, fue algo triste, abandonabas la vida que conocías, al abrigo de tu padre y tus amigos, por algo intangible y peligroso como la propia libertad. Los primeros meses fueron difíciles, pero lograstes usar tus conocimientos y tu pericia para trabajar de estibador en los muelles, luego como vigilante nocturno y finalmente como mercenario para proteger caravanas. De vez en cuando visitabas a tu padre en los establos, pero las visitas eran cortas, ya que en cuanto se enteraba Bokor de tu visita, mandaba a los guardias a echarte. Su ira apenas había disminuido con los meses.
Pero todo tu mundo y tus esperanzas se vinieron abajo cuando Petrie, uno de los amigos de tu padre y sirviente del establo de gladiadores, corrió en tu busca, tu padre había sido de gravedad en uno de los juegos que ese fin de semana se celebraban, por las fiestas de primavera. Lograste llegar hasta él en sus últimos estertores y solo pudo pronunciar estas pocas palabras; Eres libre.... haz que valga la pena. Y murió en tus brazos.
La noticia corrió por toda la ciudad y Trayr hizo que se le enterrase con honores en la Ciudad de los Muertos, el cementerio de Punjar, junto al mausoleo de una de las familias más ricas de la ciudad, los Dev´shir.
Una semana más tarde, aún apesadumbrado por la pérdida de tu padre, regresabas a tu casa, cuando varios asaltantes te emboscaron en el callejón. A pesar de ser un gran luchador, la pelea era desigual, ya que te superaban en número y se mostraron realmente preparados, ni siquiera te pidieron la bolsa, parecía que sólo querían matarte.Sin embargo la suerte te sonreía, ya que en lo más apurado de la pelea, dos individuos se aproximaron de entre las sombras y comenzaron a segar cuellos, mientras un arquero en las alturas del callejón abatía a los que intentaban huir de la lucha.
Cuando finalmente sólo había cadáveres a vuestro alrededor, uno de los samaritanos que te ayudó se acercó hasta ti y te dijo: "Tautul, la muerte te sigue con fuerza y a menos que busques un patrón que te proteja, pronto morirás." Su amigo le dio la vuelta a varios de los cadáveres y con horror reconociste a uno, era uno de los guerreros de Bokor. "No te extraña que tu padre muriese a manos de un luchador de segunda? el veneno de flor de loto es capaz de debilitar a un gran guerrero y hacer que su muerte sea obra del cansancio. Bokor es vengativo y no dejará que tu presencia continúe recordándole su deshonra. Únete al gremio y gozarás de la protección de nuestra familia, desprécianos y la próxima vez tus despojos servirán de abono para la tumba de tu padre."
¿Que otra cosa podías hacer? Al menos, con la protección del gremio, podrías hallar la manera de hacer pagar a Bokor por todo el daño causado. "Está bien, -dijiste apesadumbrado-mi destino está bajo vuestro auspicio.
"Soy el maestro Bet´novate, ahora eres uno de los nuestros, una sombra negra de Punjar"
El otro compañero te dio una palmada en el hombro y se quitó su capucha, revelando un pelo blanco como la nieve y una tez élfica negra como el carbón. "Soy Elauglyn, la espada más afilada de las sombras. Bienvenido al gremio" al mismo tiempo miró hacia arriba y señaló con el dedo.
Arriba, el arquero, un semielfo de pelo corto, te sonrió y te hizo un gesto de saludo con la mano. "Ese es Amair Vol´baran, la flecha más veloz de las sombras"
Enfundaste tus armas y echaste un último vistazo al que había sido tu primer hogar en libertad, y puede que el último. Elauglyn apretó con su mano tu recio bíceps y te susurró mientras os alejabais de la zona. "Espero que te conviertas en el martillo demoledor de las sombras de Punjar"
Y así fue como tu destino te llevó a convertirte en una de las sombras de Punjar, un grupo perteneciente al gremio de ladrones de Punjar, un grupo dedicado a ejecutar la justicia del gremio, a castigar a los que lo mancillan y a ejecutar a los que lo traicionan. Y mientras pasa el tiempo, solo esperas que llegue el momento de ejecutar tu venganza, el asesinato del gran Tantus "the rock" no puede quedar impune."
Bueno, espero que os haya gustado y os sirva de inspiración. Próximamente más y luego haremos un detallado resumen de la primera aventura, que ya hemos jugado en parte "Mercenarios de Punjar"
Publicar un comentario en la entrada